Los errores médicos asechan la seguridad del paciente y son muy comunes en clínicas y hospitales. Sin importar su grado de severidad, estos eventos indeseables no están limitados a algún tipo o grado de excelencia en la prestación de servicios de salud.

Una de las cualidades que destaca a las organizaciones con una excelente calidad en sus servicios es la capacidad de respuesta a eventos centinela y eventos adversos de tal manera que reduzca significativamente el riesgo de que estos ocurran en el futuro.

A continuación, compartimos algunas definiciones publicadas por la Joint Comission International (JCI).

 

¿Qué es un Evento Centinela?

Muerte o pérdida de función no anticipada ni relacionada al curso natural de la enfermedad de un paciente, condición subyacente o lugar, procedimiento, cirugía errónea/equivocada. Tales eventos son llamados “centinela” porque señalan la necesidad de una investigación y respuesta inmediata.

 

¿Qué es un Evento Adverso?

Acontecimiento no anticipado, no deseado o potencialmente peligroso en una institución de salud.

 

¿Qué es una Cuasi Falla?

Cualquier variación del proceso que no afectó un resultado pero que su recurrencia representa una oportunidad significativa de un resultado (evento) adverso. Estos se consideran dentro del alcance de un evento adverso.

 

¿Los Eventos Centinela y Eventos Adversos son lo mismo?

No. Al liberar la tercera edición de sus estándares de acreditación, la JCI presentó el término “Evento Centinela”, mismo que cuando se combina con los términos “Evento Adverso” y “Cuasi Falla”, describen el alcance total de los eventos indeseables cada uno con un grado de severidad en su resultado (Centinela mayor y Adverso menor).

Mientras que mitigar el 100% de los riesgos es prácticamente imposible, los comités de tecnovigilancia pueden ejecutar técnicas y proyectos que contribuyan a la anticipación de eventos centinela y eventos adversos, tales como análisis causa-raíz, evaluación de sistemas y análisis de efectividad ante cualquier cambio realizado.

El Departamento de Ingeniería Biomédica es clave en el análisis de dichos eventos, puesto a que como expertos en tecnología médica, pueden proveer de información relevante acerca del historial de los equipos médicos y los riesgos relacionados a ellos.

 

¿Por dónde comienzo?

Si desea incursionar en procesos de tecnovigilancia e ingeniería forense, te invitamos a tomar nuestro curso gratuito “Qué son los incidentes adversos y como participar en el comité de tecnovigilancia”, en donde aprenderás los conceptos básicos acerca de esta disciplina y como iniciar tu planteamiento de proyecto. 

Este curso no tiene costo y podrás imprimir un diploma de participación al finalizarlo.

¡Qué lo disfrutes!